Al Yazira denuncia el arresto del jefe de su oficina en Sudán tras las protestas

La nota responsabiliza a las autoridades militares sudanesas de la seguridad de todos los empleados que trabajan para Al Yazira en Sudán.

| Protestas este sábado en las calles de Jartum, Sudán. EFE/EPA/STRINGER

RPRESS  Jartum, 14 noviembre 2021 (EFE).- El canal de televisión catarí Al Yazira denunció este domingo la detención del director de su oficina en Sudán un día después de unas manifestaciones masivas en el país árabe contra el golpe de Estado perpetrado por los militares el pasado 25 de octubre que se saldaron con al menos seis muertos.

Al Yazira informó en su cuenta en Twitter de que «una fuerza de seguridad irrumpió en la casa del compañero musulmán al Kabashi, director de la oficina de Al Yazira en Sudán, y lo arrestó», sin dar más detalles.

«Condenamos la detención del director de nuestra oficina en Sudán y hacemos un llamamiento para que las autoridades militares lo pongan en libertad de inmediato», según un comunicado del canal, que pidió que los militares permitan a los periodistas «desempeñar su trabajo sin intimidación».

La nota responsabiliza a las autoridades militares sudanesas de la seguridad de todos los empleados que trabajan para Al Yazira en Sudán.

Las informaciones sobre la detención de Al Kabashi se producen después de las manifestaciones del sábado, en los que al menos seis manifestantes perdieron la vida por disparos de bala y gases lacrimógenos contra miles de manifestantes en la capital sudanés, según el último recuento del Comité de Médicos sudanés.

Miles de manifestantes salieron ayer a las calles de varias ciudades de Sudán, en respuesta a la convocatoria de los denominados comités de resistencia y plataformas opositoras para mostrar su rechazo al golpe de Estado y pedir el restablecimiento del Gobierno disuelto en la asonada, así como la liberación de los políticos detenidos.

La comunidad internacional y organizaciones como la ONU han urgido en los últimos días a los militares sudaneses que perpetraron el golpe que permitan a los ciudadanos protestar libremente.

El pasado 25 de octubre, el líder militar sudanés, el general Abdelfatah al Burhan, declaró el estado de emergencia y disolvió los órganos creados para la transición democrática en el país africano, además de detener al primer ministro, Abdalá Hamdok, que se encuentra en arresto domiciliario.